Jerusalén: investigan al muftí por incitar matar judíos

CJM y CJL se reunieron con el presidente palestino
16/01/2012
En busca de los fragmentos de historias del Holocausto
27/01/2012

El primer ministro israelí, Biniamín Netanyahu, ordenó a la Fiscalía General que investigue al jeque Mohamed Husein, el gran muftí de Jerusalén, por supuesta incitación al asesinato de judíos, informó el servicio digital del periódico Yediot Aharonot.
En un sermón televisado esta semana en un acto en que se conmemoraba el 47 aniversario del movimiento nacionalista palestino Fatah, el gran mufti leyó un verso del "Hadiz" (los dichos y acciones que se atribuyen al profeta Mahoma y que forman parte de la tradición islámica) en el que pide a los musulmanes que maten a los judíos en una guerra religiosa.
"La hora (de la resurrección) no llegará hasta que luchéis contra los judíos. Los judíos se esconderán detrás de piedras o árboles. Y entonces las piedras y los árboles llamarán: Oh musulmán, sirviente de Dios, hay un judío detrás de mí, ven y mátalo", dice el verso pronunciado por el jeque.
Al parecer, el presentador que introdujo al muftí en el acto lo hizo también con una polémica frase: "Nuestra guerra con los descendientes de los monos y de los cerdos (por ejemplo los judíos) es una guerra de fe y religión".
Husein, máxima autoridad islámica en la ciudad santa y los territorios palestinos, se defendió de las acusaciones alegando que él no incitó al asesinato de judíos, sino que se limitó a citar un verso del "Hadiz".
"Yo no puedo cambiar el Hadiz", declaró el mufti a la emisora Radio Israel.
Netanyahu considera que la cita "son palabras muy graves que el mundo debe condenar".
La reacción del jefe del gobierno tiene lugar pocos días antes de la conmemoración del Día Internacional en Recuerdo del Holocausto, el próximo 27.
Evocando la significativa fecha, Netanyahu declaró esta mañana que "el pueblo judío y el Gobierno de Israel tienen la obligación y el derecho de prevenir otra aniquilación del pueblo judío o ataques contra su Estado".
"Hace setenta años el pueblo judío estaba indefenso", señaló el jefe del Ejecutivo, que añadió que "la diferencia entre 1942 y 2012 no está en la ausencia de enemigos; ese mismo deseo de destruir al pueblo judío y el Estado que ha nacido existe y no ha cambiado. La diferencia está en nuestra habilidad para defendernos y para hacerlo con determinación", afirmó.
El ministro Yuli Edelstein, del partido Likud, dijo en la reunion de gabinete que "lo espantoso es que los comentarios del muftí fueron trasmitidos por el sitio web y el canal de televisión oficial de la Autoridad Palestina y respaldados por todos los funcionarios palestinos."
"Si esto no es antisemitismo, yo no sé lo que es", expresó.
Por su parte, el ministro Uzi Landau, de Israel Beitenu, declaró que el muftí debería ser investigado y procesado añadiendo que el "imam extremista que habló de una solución final sacó su fuente de inspiración de la Alemania nazi".
Fuente: EFE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.