Huellas del fascismo
12/06/2012
Teoría del Antisemitismo
18/06/2012

Por Ben Dror Yemini
Israel es uno de los países líderes en agricultura, alta tecnología, medicina y ciencia. Es probable que el mundo necesite que se lo recuerden.
Cualquier persona que lee los periódicos estaría perdonada por pensar que Israel es un lugar peligroso gobernado por la violencia y la corrupción. La celebración de su 60 Aniversario,  brinda la oportunidad para hacer una evaluación de nuestros logros. Los hechos hablan por sí mismos.
La contribución al índice de la humanidad
Existen unos pocos parámetros a través de los cuales los países son tasados: producto nacional, expectativa de vida, educación, etc. No existe un índice que mida la contribución a la humanidad de un país específico. Ese tipo de índice debió hacerse hace mucho tiempo. A continuación, una lista parcial:
Agricultura: Israel lidera el mundo en el desarrollo de especies resistentes a desastres naturales y cultivos especiales que soporten duras condiciones climáticas. Israel inventó el sistema de riego por goteo, que ahorra tremendas cantidades de agua. Su producción de leche  es la más alta en el mundo, incluso duplica el promedio europeo. En Israel, una palmera produce un promedio de 182 kilogramos de frutas, comparado con 17 kilos en el resto de Medio Oriente.
Desde el establecimiento del Estado, el área de tierras agrícolas se triplicó, pero la producción se incrementó mas 16 veces. Ashkelon se enorgullece en poseer la instalación de desalinización más grande del mundo,  a menos que los misiles de Hamas logren dispararle, situación de la  que podrían quejarse sobre la crisis de agua en la Franja de Gaza.
Alta tecnología: Una parte significativa de los desarrollos líderes en alta tecnología a nivel mundial son inventos israelíes. El primer disk-on-key fue una innovación israelí. El programa de mensajes instantáneos ICQ, convertido en parte integral de toda computadora en el mundo, fue desarrollado en Israel. El mejor software de seguridad mundial  proviene de Israel.
La mayor parte del sistema operativo de Windows XP, utilizado en casi todas las computadoras del mundo,  fue desarrollado en Israel. La tecnología VOIP (Voice over Internet Protocol – Protocolo de Internet a través de la voz – base para programas como Skype), que permite que las llamadas internacionales sean simples, económicas y disponibles, fue desarrollada en Israel. No es una coincidencia que, día por medio,  escuchemos sobre  otra compañía israelí que fue adquirida por un conglomerado.
Israel ocupa el segundo lugar en el mundo, después de Japón y por delante de los Estados Unidos, en el número de patentes per capita. Si comprueban la efectividad de los inventos, en realidad llevamos la delantera. Entre los 100 emprendimientos más importantes, seleccionados en Europa el año pasado, 10 fueron israelíes.
Ciencia: Israel ocupa el tercer lugar en el mundo en publicaciones científicas per capita. Y, si se considera su importancia en relación a la cantidad relativa, Israel se encuentra en el 14° lugar a nivel mundial. Esto incluye esferas que benefician a toda la humanidad – investigación en medicina, física, matemáticas, y otros.
Israel alcanzó el quinto lugar en el número de beneficiarios de becas especiales para jóvenes investigadores por parte del ERC (Consejo Europeo de Investigación). Pero, en relación a su tamaño, en realidad ocupa el primer lugar en el número de investigadores ganadores.
Medicina: Teva es la compañía más grande del mundo de medicamentos genéricos. Probablemente, existen pocos hogares en el mundo que no tengan alguna medicación "Hecha en Israel". Teva y otras empresas  desarrollan nuevas drogas. Teva desarrolló una droga para tratar la enfermedad de Parkinson. Israel participó en el desarrollo de un tratamiento para reducir recaídas en la esclerosis múltiple.
Hace sólo dos años, Pfizer, el laboratorio farmacéutico más grande del mundo, adquirió un producto de una compañía israelí que puede prevenir la ceguera. Israel es líder en este campo, integrando la nanorobótica y la medicina.
Y ésta es solamente una lista parcial.
Potencial humano
No todo es maravilloso. Mucha gente quedó en el camino. Las brechas en  la sociedad israelí son de las más grandes entre los países democráticos. Demasiados pocos tienen control sobre mucho capital. Por  tanto, el desarrollo y expansión del potencial humano debe ser la misión nacional en la próxima década. El producto per capita en un Israel con escasos recursos es 40% mayor que en la rica Arabia Saudita. La razón es simple: los recursos humanos producen mucho más que los recursos petroleros. Y, a pesar de sus logros, Israel aún se encuentra lejos de utilizar al máximo su potencial.
La Industria de la Mentira
Aquí llegamos a la mayor paradoja: Aunque Israel podría ser el número uno en el mundo por  su contribución a la humanidad, si existiera tal índice, también ocupa el primer lugar en el índice de hostilidad. Israel es percibido, de acuerdo a diversas encuestas (una de las últimas fue un estudio mundial de la BBC), como el país más peligroso para la paz mundial.
Los periódicos principales en todo el mundo " The New York Times"; "The Washington Post"; "Le Monde"; y "The Guardian" – al mencionar el 60° Aniversario de Israel –  eligieron ignorar por completo la contribución de Israel al desarrollo humano y,  en su lugar, hacer énfasis en "la limpieza étnica y la Nakba palestina".
La paradoja entre la contribución de Israel al mundo y su imagen indica una sola cosa: la industria de la mentira gana sobre los hechos. De hecho, el conflicto árabe – israelí ocasionó el número más bajo de víctimas en los anales de todos los peligros. Eso no impide que, la industria de la mentira, difunda calumnias como que, Israel,  está cometiendo genocidio contra los palestinos, aún cuando no existe el genocidio ni nunca haya existido.
Criticar a Israel es permisible. No todas sus acciones son loables. Sin embargo, cada intelectual y liberal  – influenciado por los hechos y no por la moda-  debe admitir que la boga anti –  sionista será recordada en la historia como una de las tendencias más bajas de la especie humana, comparada solamente con fenómenos como el racismo y el antisemitismo. De modo que, llegó el momento de presentar al Israel real;  un Israel que puede celebrar con orgullo su 60° aniversario, debido a su enorme contribución a la humanidad.
Israel no necesita un desfile  militar. Necesita marchar por  sus logros. Podríamos llamarla la Marcha del Orgullo.

Fuente: Centro de Información y Documentación de Israel para América Latina (Cidipal), facilitado por el QH Norberto Ravicovich, Mentor de la Logia Moledet Nº 5017, Bnai Brith Venezuela

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.