La Historia es una larga crónica de migraciones
24/08/2012
Rabino Kuk ¿Realmente dos mundos?
28/08/2012

Por Guido Maisuls
El profesor Iahuda Pearl, padre del periodista Daniel Pearl (secuestrado, torturado y asesinado en Pakistán por terroristas islámicos en el año 2002), se ha dedicado a la difusión y utilización de un novedoso término, una herramienta lingüística tan necesaria en estos tiempos del pensamiento globalizado: se trata de la "Zionophobia" , castellanizado como zionofobia.
Los especialistas expresan que una fobia es la personificación del pánico o miedo que manifestamos cuando tenemos un sentimiento de odio o rechazo hacia algo o alguien. Ejemplos de fobias abundan. La xenofobia: temor y odio a los extranjeros o extraños. La islamofobia: temor y odio a las culturas islámicas o musulmanas. La judeofobia: temor y odio hacia lo judío. Y tantas otras, imposibles de enumerar.
Los psicólogos y psiquiatras han llegado a la conclusión que uno de los elementos básicos de la fobia es el prejuicio, la tendencia a juzgar de antemano, a "prejuzgar", a emitir juicio sobre un tema u objeto antes de analizar las evidencias o las experiencias previas.
La zionofobia es el miedo extremado e irracional a la existencia del Estado de Israel, que en lo superficial se manifiesta como rechazo y odio acentuado a la presencia de una nación judía en la tierra de Israel.
Podríamos pensar que es lo mismo que hablar de anti sionismo o de la negación al pueblo judío a tener su propia patria pero su verdadero significado es mucho más profundo e irracional de lo que aparenta.
Los zionofobos más conocidos en la actualidad son ciertos personajes muy definidos como Iaser Arafat, Mahmud Ahmadineyad, Hasán Nasrala, Ismail Haníe. Otros encubiertos tras una careta progresista como José Saramago, Mikis Theodorakis, Eduardo Galeano, etc., pero también entre los peores zionofobos se encuentran judíos muy cultos y prestigiosos como: Noam Chomsky, Norman Finkelstein, Ilan Pappé, Philip Weiss, los Naturei Karta y tantos otros que proclaman orgullosos al mundo sus irrefrenables deseos -conscientes e inconscientes- de la desaparición definitiva de Israel como Estado judío y democrático.
¿Qué es la zionofobia?
Es la actitud prejuiciosa de jefes de Estado, clérigos, diplomáticos, periodistas y formadores de opinión de juzgar al Estado de Israel y a sus fuerzas de defensa, con parámetros inquisitorios y descalificativos que no utilizan con otras naciones y ejércitos del mundo en similares circunstancias.
Es la fijación obsesiva de jefes de Estado, clérigos, diplomáticos, periodistas y formadores de opinión de centrarse en el conflicto árabe-israelí y en las acciones de Israel como si fuera el único, el más sangriento y el más violador de los derechos humanos, ignorando o minimizando el genocidio ruso en Chechenia que ha exterminado alrededor de 100.000 ciudadanos o el reciente genocidio en Darfur, en el que 750.000 sudaneses han fallecidos por el hambre y la masacre.
Es la motivación irracional de prestigiosos académicos, profesores universitarios y grupos de derechos humanos para demostrar los supuestos propósitos racistas, genocidas e imperialistas del ideario sionista de seguir construyendo el hogar judío en la tierra de sus ancestros.
Es una expresión encubierta de la judeofobia de todos los tiempos, de los nazifacistas tradicionales, del actual islamismo fundamentalista, de los pseudo progresistas de la izquierda anti sionista y del fenómeno del auto odio patológico de numerosos intelectuales judíos.
Es la necesidad justificatoria de los negadores de la Shoá, de los banalizadores del genocidio nazi de acusar al movimiento sionista de haber utilizado el evidente exterminio de millones de personas como un excelente pretexto para despojar de sus tierras a los supuestos auto refugiados palestinos y a las naciones árabes.
Es una expresión solapada del racismo globalizado. Así como el racismo blanco niega a los hombres de color sus derechos básicos. Así como el Islam fundamentalista niega a las demás creencias su razón de ser. Así como el nazismo negó el derecho a la vida a los judíos, gitanos, discapacitados y homosexuales, los zionofobos le niegan al pueblo de Israel el derecho inalienable a crecer y realizarse en su tierra ancestral. La zionofobia es racismo porque es una simple y burda expresión de anti humanismo.
Ahora, usted tiene la palabra.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.