Penélope Cruz, la tonta de la semana para Fox
09/08/2014
VIDEO / NO: el mayor obstáculo para la paz
12/08/2014
Su Majestad la Reina Rania Al Abdullah de Jordania
Amman – Jordania
Yo vivo en Brasil, un país lejos de su hermosa Jordania, que nunca he visitado.
Sin embargo, como un médico judío con un profundo interés en los trágicos acontecimientos del Medio Oriente, estaba feliz de leer su columna de hoy en el diario O Estado de Sao Paulo, uno de los principales periódicos de Brasil.
En su artículo, conmovedora nos informe sobre la distopía,  un lugar imaginario donde la gente vive en la mayor desgracia y sufrimiento.
Y usted menciona que Gaza no es sólo una distopía sino una realidad en nuestros días -tal vez el lugar más trágico de la Tierra en la actualidad.
No podría estar más de acuerdo con Su Majestad.
Cualquier persona razonable en el mundo se ha sentido profundamente afectado por las escenas de sufrimiento humano visto en la televisión en los últimos días.
Y -como Su Majestad señala correctamente- 1,8 millones de personas viven en estado de sitio, rodeado de enemigos, al ver sus casas y pertenencias personales destruidas en esta batalla sin sentido.
De acuerdo con Su Majestad, todos los habitantes de Gaza sólo quieren lo que todos queremos: una vida normal, nada más y nada menos.
Usted pide a la gente a actuar y reaccionar, para ayudar a salvar a la gente de Gaza, para donar a la UNRWA.
Su Majestad no puede recordar los siguientes hechos, ya que ocurrieron pocos días después de que usted nació en agosto de 1970 en Kuwait.
En aquel entonces, el rey Hussein de Jordania (que Allah bendiga su memoria), que se convertiría en su suegro, declaró una de las batallas más sangrientas contra el pueblo palestino en lo que iba a ser conocido como el "Septiembre Negro".
Estaba firmemente decidido a no permitir que la Organización de Liberación de Palestina (OLP), bajo el liderazgo de Yasser Arafat, se apoderara del Gobierno de Jordania y menos aún alcanzara a dominar la Margen Izquierda.
Y probablemente tenía razón, ya que esto habría amenazado a la autonomía del Reino Hachemita.
Su suegro, su suegro, con la ayuda leal de las Fuerzas Armadas de Jordania, asesinó a miles de refugiados palestinos a punta de pistola.
No fue una guerra larga -que terminó en julio de 1971, pocos días antes de su primera fiesta de cumpleaños en Kuwait.
De acuerdo con Yasser Arafat, cerca de 20.000 palestinos fueron asesinados durante el septiembre Negro, por su suegro.
Otras organizaciones palestinas, como el Frente Popular para la Liberación de Palestina de George Habash y el Frente Democrático para la Liberación de Palestina de Nayef Hawatmeh, cuestionaron abiertamente la legitimidad de su padre en la monarquía de derecho y participaron igualmente en la lucha.
Y usted se preguntará -con razón"¿Cómo es que había refugiados palestinos en Jordania en 1970, desde que ellos se fueron de Israel en 1948? ¿Cómo es que veintidós años después,  todavía  permanecían  comorefugiados?".
Sí, Su Majestad la Reina Rania, el rey Hussein bin Talal, su suegro, de bendita memoria, siempre mantuvo a los hermanos palestinos, desplazados en campos de concentración, al igual que todos los otros países árabes de la época.
En lugar de absorberlos en la sociedad jordana, los mantuvieron en condiciones inhumanas en campos de concentración para presionar a Israel y las Naciones Unidas.
Nadie quería que sea resuelto  el "problema" Palestino.
Oh, por supuesto, así también estaban los refugiados judíos de los países árabes. Cientos de miles de judíos tuvieron que huir de Egipto, Líbano, Siria, Irak, Argelia, Túnez, Yemen y Marruecos, sin nada, dejando atrás todas sus pertenencias y propiedades.
Pero Israel no los puso en campamentos.
Ellos fueron integrados fácilmente en la sociedad israelí y en la actualidad, una o dos generaciones más tarde, son abogados, médicos, maestros, profesores universitarios en Israel.
Hoy no hay un problema de "refugiados judíos".
Los mismo hubiese  sucedido si,  con los pobres palestinos, se hubieran preocupado de igual manera, el Rey Hussein de Jordania, Gamal Abdel Nasser en Egipto y Shukri al-Kwatli y Hafez al-Assad en Siria.
Así, Su Majestad, pensé que debería saber que su Reino de Jordania ha desempeñado un papel importante en la creación de la situación en Gaza, donde los terroristas de Hamas lanzan miles de cohetes sobre los civiles israelíes y utilizan a sus niños y sus mujeres como escudos, un crimen de guerra monstruoso. Incluso las escuelas de la UNRWA, para lo cual Su Majestad está recaudando fondos, han sido utilizados como escondites para bombas y cohetes (Ban Ki-moon, Secretario General de la ONU, dijo que sí. Y yo le creo).
Pero Su Majestad, como Reina de Jordania, tiene la oportunidad de contribuir de manera significativa a solucionar esta situación tan grave.
Hable a su marido, el rey Abdullah II de Jordania (que Allah le bendiga) para que convenza a los líderes árabes para resolver el problema palestino tan pronto como sea posible.
Deben integrar a los palestinos en sus sociedades; deben reconocer a Israel como un Estado y hacer las paces con él (sitios religiosos de Israel darían a todos un acceso libre e inmediato, estoy seguro, indemnización de los bienes perdidos. Esto se puede resolver con facilidad, también estoy seguro); deben dejar de educar a sus hijos en el odio a los judíos; asimismo, asumirán la igualdad para las mujeres y para todas las minorías y religiones.
Fácil. Tan simple como eso.
Así que esta noche, reina Rania, cuando se mire el espejo mágico  y diga : "Espejo, espejo en la pared ¿quién es la más bella de todas las mujeres de  la tierra?"
El espejo responderá: "Tú, mi reina, eres la más bella de todas, no sólo la belleza que Dios ha rociado sobre tí, sino también para ser justa  con todas las partes".
Que Allah conceda mucha salud y felicidad a su Majestad.
Sergio Simon
Sao Paulo, Brasil

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.