Imagen no disponible
¿Cuál es el programa terrorista de Hamas?
29/11/2016
Imagen no disponible
Capacidad terrorista de Hezbolah
29/11/2016

Al-Qaida o Al-Qaeda (La Base; La Fundación) es una organización terrorista que apoya actividades de extremistas islámicos alrededor del mundo. Su fundador, líder y mayor colaborador es Osama bin Laden, un multimillonario de origen saudí.

Según las conclusiones de los informes elaborados por la Administración de Estados Unidos tras los atentados del 11 de septiembre de 2001 (11-S), Al Qaeda fue fundada en 1980 con el fin de expandir el movimiento de resistencia contra las fuerzas soviéticas en Afganistán en un movimiento pan-islámico con la cooperación indirecta de Estados Unidos a través de Peshawar (Pakistán).

El dinero fue canalizado a través del gobierno de Pakistán y la CIA se encargó de entrenar tropas afganas para la lucha contra la Unión Sovietica. La denominación Al Qaida a pesar de que casi nunca ha sido empleada por sus supuestos integrantes se comenzó a utilizar en 1998 por la prensa estadounidense tras los atentados en las embajadas de Kenia y Tanzania.

Se cree que a principios de la década de 1980, bin Laden comenzó a formar la red que años después sería denominada como al Qaeda. Creó pequeños destacamentos de mercenarios reuniendo a los muyahidín (combatientes), el movimiento de resistencia musulmán que combatía al gobierno de Afganistan que era respaldado por la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), y también a combatientes musulmanes de otras partes del mundo. La versión oficial sitúa a finales de los años 1980, el momento en que bin Laden fundó al Qaida con el propósito de derrocar a aquellos gobiernos que violaban, o se oponían, al derecho islámico. Desde entonces, muchos extremistas miembros de los muyahidin se han asociado con la red al Qaida. Otros grupos terroristas islámicos, como el Yihad Islámica de Egipto, también se han alineado con al Qaida.

A partir de ese momento y durante gran parte de los 90, las acciones de estos combatientes extremistas iban dirigidas contra determinados gobiernos en regiones tan diversas como Afganistán -contra la ocupación URSS- o la extinta Yugoslavia para detener el genocidio musulmán en Bosnia.

La organización ha construido campos para aquellos militantes musulmanes repartidos por el mundo, entrenando a miles en técnicas paramilitares. Recientemente sus agentes se han involucrado en numerosos ataques terroristas, como la destrucción de las embajadas estadounidenses en Nairobi, Kenia, y Dar es Salaam, Tanzania en 1998, en estos atentados murieron al menos 301 personas y resultaron heridas más de cinco mil. En el año 2000 realizó el ataque suicida con bomba contra el buque de guerra estadounidense USS Cole en las costas de Yemen, dejando 17 marines muertos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.